Los perfiles de inmersión


Sumergirnos y llevar a cabo un recorrido es algo aparentemente sencillo para cualquier buceador. Pero no tenemos que olvidar que debemos seguir un perfil de inmersión seguro.

Los perfiles de inmersión vienen a ser la representación gráfica del recorrido que efectuamos en nuestro camino subacuático. El modo más sencillo de llevar a cabo esta representación es un simple plano de coordenadas que nos pone en relación la profundidad y el tiempo de inmersión, de modo que el eje horizontal indica el tiempo mientras que el eje vertical representa la profundidad. No se trata de visualizar este gráfico para ver cómo ha ido en nuestras inmersiones -aunque algunos ordenadores sí que ofrecen el perfil en la pantalla- sino de conocer la relación entre esas dos variables para que planifiquemos la inmersión del modo más seguro posible.

Debemos seguir perfiles seguros

Así, hay perfiles que se consideran recomendables mientras que otros no son para nada aconsejables. Los primeros son aquellos en los que, siguiendo las incipientes premisas del buceo, proponen alcanzar la profundidad máxima prevista en los primeros minutos de inmersión, permanecer poco tiempo a esa máxima, y que el resto de inmersión consista en ir ascendiendo progresivamente, empleando el mayor tiempo posible para ir eliminando poco a poco pero de modo constante y seguro, el nitrógeno que hayamos ido acumulando durante el recorrido.

Permanecer más tiempo a la profundidad máxima sólo sería recomendable si todo ese tiempo en el fondo (desde que nos sumergimos hasta que comenzamos el ascenso) es inferior a la mitad del tiempo total de inmersión (desde que empezamos la inmersión hasta que salimos a superficie).

Los perfiles más recomendables

Otros perfiles no son nada recomendables porque suponen bien  acumular demasiado nitrógeno y emplear poco tiempo en reducirlo, bien porque conllevan variaciones constante de presión y por tanto de las burbujas disueltas en nuestros tejidos (el típico perfil en dientes de sierra).

Así, uno de los perfiles menos seguros sería aquel que consiste en permanecer casi todo el tiempo de inmersión a la profundidad máxima, en un fondo plano que diríamos, situación que se corresponde bastante bien con el buceo en mesetas sumergidas de poco veril, donde las variaciones de profundidad son mínimas, o mejor aún cuando buceamos en pecios, que suelen tener la costumbre de descansar en fondos planos de modo que casi toda la inmersión son a la profundidad máxima que hayamos planificado.

Cuidado con el buceo en pecios

Conocer las características de la inmersión, su profundidad máxima y relieve nos ayudará a planificar acertadamente nuestro recorrido para que el buceo siga siendo la actividad tan extraordinariamente segura que la práctica nos demuestra que es.

VN:F [1.9.3_1094]
Valoracion: 5.0/5 (4 votos)
Los perfiles de inmersión, 5.0 out of 5 based on 4 ratings
Categorías: Centros de buceo, Escuela de buceo
Temas: , , , , , , , , , , , ,




Comentarios


Comentarios

Puedes utilizar las etiquetas más habituales de XHTML en tu comentario.

Formulario para comentar

Loguearme con Facebook

Nombre
Email (no será publicado)
Sitio web
Comentario

Suscribirse a la los comentarios (recibirás un mail cada vez que alguien responda).


Suscripción

Suscripción RSS - Icono RSS Suscribirse RSS / Feed

Suscríbete a través de tu dirección de correo electrónico.

Rafa Martos

Rafa MartosTécnico Deportivo en AA.SS, Instructor de buceo y fotógrafo submarino, autor de publicaciones divulgativas de buceo y snorkel, editó el libro Buceo en la Costa Blanca y es [...]

leer más