Los cucos de la sierra de Enguera


Sencillo recorrido en BTT por la arquitectura rural de la sierra de Enguera

En esta ocasión vamos a conocer los cucos de Enguera. Como punto de partida será el local de ADENE, Asociación para la Defensa de la Naturaleza de Enguera. Situada en las afueras de la población, esta asociación se ha destacado siempre por la defensa y protección de la sierra de Enguera y su promoción, destacando entre otras actividades, la activa sección de los bomberos forestales voluntarios, gente muy preparada que han participado en numerosas extinciones de incendios desde su creación, tanto en el ámbito de Enguera como en otros lugares donde se les ha pedido su colaboración.

ADENE
Desde la Calle camino de la fuente de Cañez, partiremos con nuestras bicis para conocer una parte importante de su patrimonio: los cucos, construcciones de piedra seca levantadas en fincas de secano que servían para proteger al agricultor en caso de tormentas, a los pastores en sus veredas y algunos también, como los cucos de agua, para acumularla tras las lluvias funcionando como algibes.

enguera 019
Se realizaban siempre con piedra y losas del mismo entorno, así como de forma circular, generalmente de pequeño tamaño aunque hay también algunas más grandes y complejas.
El primer cuco que podremos visitar se encuentra en el mismo jardín de ADENE. Es muy reciente puesto que fue construido en el año 2000 con la finalidad de incorporarlo al pequeño museo del local, así como otros objetos utilizados por los enguerinos en el campo.
Comenzaremos por el camino de la Rocha, pasando por un gran pozo con una pila de piedra. Un poco más adelante veremos también un olivo milenario que queda a la derecha del camino. Nos desviaremos a la derecha en busca del caserío de Vito Conejo, entre campos de olivos y frutales, donde el camino ya es de tierra. Una vez rebasado el caserío, seguiremos en dirección al río Minguez, generalmente seco, que cruzaremos para pasar junto a la calera del tío Bernardico que nos servirá de referencia para coger el camino que surge a nuestra derecha. Desde este momento se inicia una fuerte subida en zig zag hasta el alto donde hallaremos un primer caserío más moderno, el de Boneguillo. Ahora el camino transcurre entre oliveras y monte bajo, donde predomina la coscoja, el palmito, la jara y las maquias mediterráneas, así como plantas aromáticas como el tomillo o el romero. También forma parte del patrimonio enguerino las calzás (calzadas) con una antigüedad superior a los cien años y que también estaban construídas en piedra seca.

panoramica cuco Magna

Desde este lugar se divisa una precisa panorámica del pueblo de Enguera, con el castillo y las pinadas que lo envuelven. Siguiendo nuestro recorrido ahora nos desviaremos hacia la izquierda donde podemos ver un monolito de piedra con un cartel de madera, señalizando los cucos que vamos a encontrar en nuestra visita. El camino de la derecha nos volvería a llevar a Enguera, pero nosotros continuaremos por el barranco de la Fonteta Chirlaque, tras una bajada prolongada siguiendo la calzada. Nos espera una fuerte subida hasta llegar al cuco de Natividad Sanz que nos acercaremos a visitar.

PB130082

Volvemos de nuevo para salir al camino principal y continuar el ascenso, pero un poco antes, a unos 100 m del anterior, encontraremos a la derecha el cuco de Miguel Gómez Bleda, junto a una pequeña higuera. Después de visitarlo seguiremos hacia los cucos que nos esperan, quizás uno de los mejores de todo el término de Enguera. Encontraremos otro monolito de piedra con cartel señalizador y llegaremos a los cucos del Boneguillo. De los dos mencionados, el que más impresiona es el que está situado a unos doscientos metros del camino principal en dirección noroeste, el más grande y hermoso de todos. Se trata de un cuco de grandes dimensiones, en cuyo interior destacan sus dos alacenas y una chimenea. Adosado al mismo existe un cobertizo utilizado para las caballerías. En su parte este y fuera del mismo, en una losa, aún se puede ver donde pisaban la uva para convertirla en vino. El otro cuco de menor tamaño, se encuentra enfrente de este último, situado bajo un algarrobo.

MIGUEL BLEDA I JOSE MARIA SIMON

De nuevo bajo el camino principal, ahora iremos en busca de los cucos del Higueral. Para ello atravesaremos el barranco de la Coveta Morena, por el antiguo sendero que transcurre por la umbría. Atravesamos una hermosa y frondosa pinada, y en su mismo lecho, está la Fonteta Llacer, de poco agua y seca en los años de sequía. Llegaremos a la Solana para alcanzar la pista forestal que viene de Enguera en dirección a la carretera de Navalón, concretamente por el Majo y la revuelta de la Muerte. En este punto ya hemos alcanzado los 510 m de altitud, la mayor cota del camino. Una vez en la pista forestal continuaremos nuestra ruta hacia la derecha para volver a encontrarnos con un monolito que indica un cruce de caminos: nosotros seguiremos en bajada hasta el camino de entrada donde hay en una gran losa una inscripción que indica” El Higueral”. Ahora tenemos cerca dos cucos, el de José María Simón a la derecha y el otro, llamado de Primitivo Esteve, situado a nuestra izquierda. El cuco de José María Simón lo veremos una vez pasado el camino que tiene unas puertas de hierro y nos acercaremos por un sendero entre maleza y pimpollos que tiene piedras a ambos lados del estrecho camino. Este cuco es uno de los pocos de la sierra de Enguera que en su interior

engue
Este cuco es uno de los pocos de nuestra Sierra que en su interior alberga agua, que se recoge a través de una gran losa que existe junto al mismo. Si queremos visitar el de nuestra izquierda lo haremos una vez hayamos salido nuevamente a la pista forestal. Justo enfrente nos aparece un camino entre pinos, oliveras y algarrobos; seguimos por él unos 100 metros y debajo de dos grandes pinos rodenos y un algarrobo está este cuco, que también es de agua pero que permanece casi todo el año seco.

7113233
Volvemos nuevamente al camino principal, quedando a nuestra izquierda un corral de ganado, un ejemplo también muy interesante de la arquitectura rural enguerina. Tras descender unos 800 metros podremos visitar otro cuco que nos aparece a nuestra derecha, en un campo de olivos, aunque no es visible desde el camino. Está a unos cincuenta metros antes de llegar a la casa de El Calimero y un sendero que se dirige hacia la Boquera. Este cuco, de grandes dimensiones, está en muy buen estado de conservación. Seuiremos camino abajo para llegar a la finca de Jaime Francés en todo el Alto de la Balsa, donde está situado otro impresionante cuco, de grandes dimensiones, que posee una gran chimenea en el interior. Tras las transformaciones agrarias que esta finca ha sufrido en los último años, el cuco se ha quedado aislado entre los campos de naranjos, un testimonio del cambio al que el hombre somete las tierras de secano, ya que ha quedaco como mudo testigo de un paisaje desaparecido. Aquí antiguamente había un grupo importante de pinos piñoneros. Pasaremos más adelante junto a la balsa de tierra, uno de los pocos ejemplos de zonas húmedas que posee la sierra de Enguera y en la que ADENE ha contribuido al llenado de la misma con agua a fin de mantener un espacio vital para una gran variedad de animales acuáticos.

enguera 0181
Seguiremos hasta llegar a otro cuco situado en el alto de la campiña de Pedro José, desde donde se puede contemplar una extraordinaria vista de Enguera y la hoya donde se ubica la población. Para alcanzar este punto, continuaremos por un camino después de pasar la gran balsa de riego que queda a nuestra derecha. El cuco es de menor tamaño pero está en buen estado. Volvemos a la balsa de tierra junto a los naranjos y comenzamos a bajar en zigzag por una senda por un paraje conocido como el Cau de los Puercos, para salir a la rambla Saytón. Tras esta corta trialera, una vez en el camino de Saytón-la Boquera, nos desviaremos a la derecha para visitar el cuco de Milhomes, que queda junto al camino. Destaca por su gran envergadura y por la buena conservación del mismo. Tiene en su interior una preciosa chimenea y la entrada al cuco se hace por un pasadizo. De aquí visitaremos el siguiente cuco, llamado de Mónica Peinado, que queda en dirección a la carretera de Benali, pero sin llegar a salir a ella, más o menos a un kilómetro desde el cuco anterior. Lo encontraremos junto al camino, a nuestra derecha remontando en dirección sur, junto a una higuera a unos cien metros. Este cuco está en muy buenas condiciones también cerca de un monolito junto a un cartel señalizador. Una vez visitado el anterior, saldremos de nuevo al camino y continuaremos hasta el siguiente cuco, llamado de Pepe Gilet. Este queda a unos veinte metros del camino principal, a nuestra izquierda.

P1100518
Retomamos de nuevo la rambla del tio Minguez, donde podemos contemplar naranjos, olivos y algarrobos. Alcanzamos el camino del Boneguillo, en diracción suroeste y visitaremos el último cuco de nuestra propuesta, el cuco de Josefa Sampere. Está situado a unos diez metros del camino principal, a nuestra derecha. Hay un pequeño desnivel hasta alcanzarlo.

Enguera con Paraje Natural al fondo

Una vez ya en lo alto tan solo nos queda regresar a Enguera, con vistas en todo momento al pueblo y pasando junto al cementerio en el último tramo de nuestra ruta.

Texto: José Manuel Almerich, Adene, José María Simón

Fotos: Adene, José María Simón, Diputación de Valencia, José Manuel Americh

Mas información

Mapa, perfil y track

VN:F [1.9.3_1094]
Valoracion: 0.0/5 (0 votos)
Categorías: Comunitat Valenciana, Excursiones
Temas: , , ,




Comentarios


Comentarios

Puedes utilizar las etiquetas más habituales de XHTML en tu comentario.

Formulario para comentar

Loguearme con Facebook

Nombre
Email (no será publicado)
Sitio web
Comentario

Suscribirse a la los comentarios (recibirás un mail cada vez que alguien responda).


Suscripción

Suscripción RSS - Icono RSS Suscribirse RSS / Feed

Suscríbete a través de tu dirección de correo electrónico.



José Manuel Almerich

José Manuel AlmerichEscritor, geógrafo y ciclista de montaña, José Manuel Almerich es un apasionado de la bicicleta por caminos forestales y divulgador por naturaleza del patrimonio rural valenciano. Viajero incansable, ha publicado [...]

leer más