Ruta, trayecto, track y waypoint. Definición y diferencias. ( Parte I)


Conceptos imprescindibles que debemos conocer y diferenciar para utilizar correctamente un GPS o cualquier sistema de navegación con cartografía digital

Cuando empezamos a utilizar un GPS en nuestras salidas, tanto a pie como en bicicleta de montaña, tenemos que tener claro los conceptos de track, ruta, trayecto y waypoint. Comenzando por su significado, track es una palabra que viene del inglés cuya traducción literal es pista o camino. También puede traducirse como trayectoria o rastro. Para nosotros y en el entorno de navegación, un track es una sucesión de waypoints que definen un camino recorrido.

Los GPS actuales como Garmin por ejemplo, a esta sucesión de waypoints lo llaman trayecto.

Y ¿qué es un waypoint? Volviendo a la traducción del inglés, este concepto significa “punto  en  el camino”. En este sentido son posiciones marcadas en cualquier lugar del planeta capaz de ser almacenadas en un GPS. Cuando tenemos varios  puntos almacenados y seguidos, se ha creado un track que al unirse forman el trayecto. De uno a otro el GPS  los encadena en línea recta pero cuando distintos waypoints los has marcado de forma aislada, nuestro GPS tratará de unirlos por vías transitables creando lo que se denomina ruta. Pero esto sólo se podrá hacer si el mapa base descargado en el GPS es ruteable, es decir, que contiene la red vial con todos los caminos y sendas existentes por lo que  podrá trazar la ruta siguiendo los caminos. Si no es ruteable, el GPS unirá los puntos en línea recta lo cual no nos sirve en absoluto para realizarlo a pie o en bici, a no ser que sea monte a través o salvando en línea recta todos los obstáculos, lo cual es prácticamente imposible en nuestro territorio. No ocurre lo mismo en  el mar o en los desiertos totalmente llanos, por ejemplo, que sí podrá realizarse en línea recta.

Otra de las diferencias entre track y ruta es que el track está más definido y con menos waypoints es suficiente. El track se crea sobre la marcha y tiene  cientos de  puntos que el GPS marca automáticamente cada pocos segundos si tiene buena recepción de  los  satélites. Esta frecuencia de puntos permite un mejor seguimiento del trayecto.

Por otro lado, y para concretar más la cuestión, hay que matizar la diferencia entre un punto de track o waypoint. Aunque vienen a ser lo mismo porque ambos marcan localizaciones, es importante distinguirlos bien. El punto de track lo marca el GPS automáticamente mientras nos desplazamos. El waypoint que dispone de mucha más información además de las coordenadas, lo marca y lo guarda el usuario en aquellos  puntos que considera interesantes. Puedes incluso ponerle el nombre que quieras y la fecha.  Por ejemplo, si vamos en bici y encontramos una fuente, podemos marcar manualmente un waypoint con el nombre de la fuente para que otro usuario que realice nuestro trayecto, pueda ver sobre el mapa este punto con toda la información. Suele representarse en  los navegadores con una banderita triangular.

Por otro lado, aunque un track generalmente se lo asocia a un camino ya recorrido, no necesariamente tiene que haberse realizado  previamente. Un track puede trazarse sobre un mapa usando la aplicación correspondiente y marcando los  puntos manualmente con el ratón, para hacerlo en un futuro. Hay algunos GPS que no permiten recibir tracks realizados a mano y solo permiten grabar los ya recorridos previamente. De hecho, una de las aplicaciones más extendidas y utilizadas en España como Wikiloc, cuando vas a descargar un track te advierte que se ha realizado a mano sobre el mapa y que por tanto, no es fiable su seguimiento.

Esto ocurre  porque aunque parezca fácil diseñar una ruta sobre el mapa marcando los puntos del track manualmente, luego la realidad puede ser bien distinta sobre el terreno, ya que el camino puede no existir, estar en mal estado, tener mucho mayor desnivel, ser una finca privada o haber alguna cerca de ganado y no poder pasar, etc. Personalmente en mi cuenta de Wikiloc, jamás cuelgo un track que no haya sido realizado y testado previamente por mí. De lo contrario es engañar al usuario o lo que es peor, ponerlo en algún aprieto si confía en que esa ruta es ciclable, y luego no lo es.

La calidad y seguridad del track colgado por cualquier usuario debe ser máxima. Seguir un track colgado en la red que no transmita confianza o no haya sido realizado previamente por su titular sobre el terreno, puede ser muy peligroso. Hay quien diseña rutas sobre el mapa digital en casa muy alegremente y desconoce las consecuencias que esto puede tener si no las ha realizado sobre previamente.

Fotos: J.M Almerich, Mapa de Ruta, Arista Sur, Animal de Ruta, Tarreglolabici, Maresdefault, Cartografia Digital

Texto: José Manuel Almerich

 

VN:F [1.9.3_1094]
Valoracion: 0.0/5 (0 votos)
Categorías: Comunitat Valenciana, Material deportivo, Sugerencias y consejos
Temas: , , , , , ,




Comentarios


Comentarios

Puedes utilizar las etiquetas más habituales de XHTML en tu comentario.

Formulario para comentar

Loguearme con Facebook

Nombre
Email (no será publicado)
Sitio web
Comentario

Suscribirse a la los comentarios (recibirás un mail cada vez que alguien responda).


Suscripción

Suscripción RSS - Icono RSS Suscribirse RSS / Feed

Suscríbete a través de tu dirección de correo electrónico.



José Manuel Almerich

José Manuel AlmerichEscritor, geógrafo y ciclista de montaña, José Manuel Almerich es un apasionado de la bicicleta por caminos forestales y divulgador por naturaleza del patrimonio rural valenciano. Viajero incansable, ha publicado [...]

leer más